RECUPERAR EL PRESTIGIO DEL FARMACÉUTICO (II)


autoestimaA partir de este post hablaré de cómo entiendo que se puede recuperar el prestigio del farmacéutico, una visión personal que se podrá compartir o no, como todo en la vida, y que a buen seguro molestará en ciertos sectores endogámicos de la profesión, esos cuya defensa de la profesión no va más allá de gritar lo importantes que somos o de rasgarse las vestiduras de forma lastimera ante las críticas que nos hacen desde fuera, y poco hacen por rescatar una reputación profesional que parece que quedó anclada en los tiempos de la formulación magistral.

Para no hacerles perder mucho el tiempo, y que puedan cerrar esta página sin llegar hasta el final, señalaré unos puntos a partir de los que voy a desarrollar mi tesis:

  • Una profesión agrupa un conjunto de individuos, denominados profesionales, que resuelven un problema que tiene la sociedad mediante la aplicación de un conocimiento específico y una práctica reconocible, de modo interno para poder ser perseguida la mala práctica, y de modo externo para que los miembros de la comunidad, ciudadanos y resto de profesionales, puedan beneficiarse de sus servicios.
  • Ninguna profesión puede ser estática, ya que la sociedad evoluciona, resuelve problemas antiguos y aparecen otros nuevos, y si la profesión no evoluciona con la sociedad, desaparecerá. Son los profesionales quienes detectan problemas que tiene la sociedad y aportan soluciones a los mismos, y nunca al revés. Si otras profesiones ofrecen propuestas mejores para resolver los problemas, estas se harán cargo de dicha responsabilidad.
  • Al menos en lo que se refiere a los problemas relacionados con la salud, estos se han tornado tan complejos que no existe ninguna profesión de las clásicas capaz de abordar de forma integral su solución. Por tanto, no son las enseñanzas básicas sino las prácticas profesionales cooperativas las que ofrecen respuestas a la sociedad. Y lo cooperativo significa que diversas profesiones pueden ejercer una misma práctica por sí mismas o en colaboración con otras. De esto puede deducirse que el título universitario será una condición necesaria no suficiente, y que lo esencial será la acreditación para una práctica, que en ciertos entornos no será exclusiva de formación universitaria alguna. No hablo de prácticas muy específicas, como una cirugía, pero sí de otras como la prescripción de medicamentos, la detección y resolución de los problemas que estos producen o, por qué no, la dispensación.

Me temo que me he alargado más de lo que esperaba en las premisas expuestas, así que iré añadiendo más entradas al respecto. No obstante, sí que deseo exponer algunas mis conclusiones personales:

  1. Una profesión es conocimiento específico, una mirada diferente a la de otros al problema y, por tanto, si no existe tal mirada, no existe profesión.
  2. Si una profesión se engloba en torno a una práctica, no será la Universidad la responsable de formar en esta práctica sino las instituciones en las que se ejerce dicha práctica.
  3. Al ser las prácticas cooperativas las que dan sentido a una profesión, los profesionales que las ejercen deberían agruparse, asociarse, en función de estas prácticas y no en relación a la carrera universitaria que en su día estudiaron.
  4. El corporativismo mata, y anteponer los intereses de una agrupación al derecho de los pacientes a recibir la mejor respuesta a sus problemas de salud, es éticamente inaceptable.

A modo de resumen de esta entrada, si el farmacéutico quiere recuperar su prestigio no basta con decir sí, sino que debe poner palabras y hechos a dicha afirmación, esto es a un ejercicio profesional específico y reconocible que impacte de forma beneficiosa sobre la salud de las personas. No basta con decir que lo que ya se hace es fundamental, porque si hay que recuperar un prestigio perdido ello se debe a que la sociedad no tiene muy claro qué es lo que le aporta. Así pues, debe responder entonces a estas preguntas:

  • ¿Qué problemas tiene la sociedad respecto a los medicamentos, esencia tradicional de la profesión farmacéutica?
  • ¿Cuál es la respuesta que los farmacéuticos damos a estos problemas?

Vayan pensando.

CONTINUARÁ

La imagen se tomó de http://www.abad-psicologia.es

Anuncios

2 comentarios en “RECUPERAR EL PRESTIGIO DEL FARMACÉUTICO (II)

  1. Una profesión es también cuerpo de conocimiento. Y los profesionales se caracterizan porque estudian, al menos, hasta el día de su jubilación. ¿Cuantos farmacéuticos en ejercicio estudian cada día y mantienen actualizados sus conocimientos? Creo que esa es otra clave.
    Una profesión no se justifica en un estatus legal, una propiedad de un negocio o una plaza fija en la administración, sino porque se detenta un conocimiento y se pone al servicio de la sociedad.
    * Hasta un notario, que sería algo parecido a un estatus legal, se actualiza y ejerce su conocimiento, porque su “estatus” es frágil, depende de que se cambie la ley, tal como en los países nórdicos donde no existe esta figura
    * Hasta el más comercial de los cirujanos plásticos lo que “vende” al final es conocimiento y práctica profesional más que la propiedad sobre un negocio
    Un farmacéutico debería justificar su trabajo en un conocimiento que nadie más posee y en la posibilidad de tomar decisiones que ese conocimiento le da (una práctica profesional), sobre todo en situaciones de incertidumbre y con una determinada rapidez, es decir, resolviendo problemas.

    Gracias por estas reflexiones. Un saludo.
    Bernardo Santos

  2. Gracias por tu comentario, Bernardo. Creo que una profesión también es su remuneración, por lo que si se pretende cambiarla se necesita cambiar eso y que emerja ese cuerpo de conocimientos que hoy por hoy no se pone en valor y por lo tanto no se estimula a que se aproveche y mejore

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s